jueves, 13 de diciembre de 2007

Charles Othelo


Pocas veces un "quedáo" ha levantado tanto polvo en esta comarca, y como siempre, nos pasamos.

Nos pasamos los que esperamos que Carlos Otero sea la salvación de la televisión en Miami, nos pasamos los que lo criticamos y lo rechazamos de plano, los que le echan en cara su harakiri protocolar en los medios, los que lo acusamos de chivatón, los que lo beatificamos como el mejor presentador de la TV en el cayo.

En fin, he leído de todo. Lo compararon con Randy Alonso, lo acusaron de ser el hipnotizador del pueblo, de ser un desertor de estómago, un pujón. No sé ese empeño en hacerle la vida un yogurt a Carlos.

Nadie nunca está conforme con nada, y siempre habrá quien pida más cabezas rodando, más castigos, más etiquetas. Siempre habrán talibanes de frijoles negros.

En el fondo somos unos Armanditos el tintorero.

Y yo, que nunca he sido fan de Carlos, escribiendo sobre él, en lugar de escribir sobre el seguroso que tenía agarrado a Darsi Ferrer por el cuello en amistoso abrazo y le exigía a voz y a dedo: Grita "Viva Fidel", cojóne.

Menos mal que fue un "grupúsculo".

No olvidemos que Pedro de la Hez dijo en el Abuelita que había sido una respuesta verbal, y contundente. So, el poder persuasivo del pueblo era lo que salía en el video. Hmmm...

Muy pocos comentamos sobre esos videos, comparados con los que nos alborotamos con lo de Otero.

Así, somos unos idiotas acusándonos a diestra y siniestra de cuanto se nos ocurra. O hablando de Carlos y su bienvenida de hidropónico.

Damos pena.


Pero igual he notado que entre algunos cubanos residentes aquí o en otras partes del mundo son muy ágiles para criticar a los recién quedados, para exigirles curriculum disidente y méritos palpables contra el DOR, las FAR y el MINNINT. Ellos se fueron antes (de lo que me alegro, la verdad) y por tanto ellos como que son preclaros, son los adelantados, los jueces, los que fueron más gusanos que nadie, los que se batían a tiros contra las hordas de Villa Marista.

Los que salimos recientemente, cuando conviene recordárnoslo, somos unos bobalicones-aprovechados-vividores del comunismo que salimos cuando nos entró hambre.

Bullshit.

Honestamente, esas posiciones no son muy frecuentes, pero cuando uno de estos zoquetes paternalistas saca el violín para soltar su coña, es de agarrar palco. Entre esos, y los idiotas del pueblo, estamos hechos.

Damos pena. Por eso tenemos El Show de Fernando.




The United States is like the guy at the party that gives cocaine to everyone and still nobody likes him.

- Jim Samuels

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Karl Oter en Miami?
Ahora sí que está en Contacto...
con El Capital!!!

Bauta dijo...

Chama, right on!!
No te voy a negar que a veces me jode ver llegar envueltos en gloria a los Norbertos y los Alcibíades, gente que en la ínsula hijoeputio duro, ambidiestramente y sin empacho por años. Sobre todo gente a los que una tonga de infelices todavía le deben hambre y calabozo, pero esos son los menos.
El grueso de la horda se nutre de gente que hizo lo que tuvo que hacer para poder alimentar los fiñes sin romperle un hueso nunca a nadie. De buenas intenciones y gente buena parece estar pavimentado el camino en el exilio, pero de intransigentes rápidos a la hora de acusar a malanga y las demás viandas también. Eso, nos divide y nos hace lucir mal concoj..
Saludos,
JC

Anónimo dijo...

yur rit, Mr Garri...Que levante la mano al que no le pico el estomago, en el 59 con el central o en el 2007 con el viajecito...en fin..a todos nosotros ..Por que no nos callamos y dejamos vivir? por que andamos siempre con la turba del "comite" a cuestas? Saludos desde Texas, tranquilos y sin comites (

Los Miquis de Miami dijo...

apretaste, garri, bravo por ti!

Anónimo dijo...

Welcome Charles Welcome Othelo Welcome Karl Welcome Marx Welcome Cedeerre Welcome CD Ron

Ivis dijo...

Menos mal que no estoy por allá, al parecer allá la cosa está muy politizada. Es imposible no mirarnos el ombligo, ¿no?. Pero tienes razón, Garrix, con tus observaciones.
Oye, vengo a reclamar mi caricatura para el nuevo blog. Tienes que bendecirlo.
es http://tertulia-literarte.blogspot.com
Un saludo, acuérdate de abril.

Adriana dijo...

A la gente del cayo lo que más le molestó fue el comentario que hizo sobre la ropa. Eso que el ICRT sólo de daban un traje para trabajar... cuando en verdad a él se le daba un señor cuero a nivel nacional porque cada vez que salía en pantalla era con traje nuevo.